Bale quiere estatus de estrella

El galés busca mejora deportiva, no económica, y su agente se reunirá con el club para transmitírselo

El terremoto Cristiano Ronaldo dejó las palabras de Gareth Bale en un segundo plano, pero el galés también mostró su descontento con la situación que vive en el Real Madrid. El héroe de Kiev no se ha sentido bien tratado por Zidane esta temporada y por eso su representante se reunirá en las próximas semanas con el club para conocer de primera mano la intención que tienen con el número 11 del Real Madrid, que quiere seguir en el club blanco pero no a cualquier precio. Quiere tener garantías de que va a jugar con más regularidad en los partidos importantes de lo que lo ha hecho este año.

Aunque las relaciones entre el Real Madrid y Jonathan Barnett son buenas, la reunión promete ser tensa. Entre otras cosas, porque el club no puede garantizar esos minutos de calidad que reclama el jugador –en la parcela deportiva sólo manda Zidane– y porque la idea en el mes de febrero era la de traspasar al jugador este verano, algo que también ha molestado mucho a Bale y a su entorno en los últimos meses. Hay, por tanto, muchos puntos que aclarar entre las dos partes en los próximos días.

La reivindicación de Bale es puramente deportiva. El galés está satisfecho con su contrato y no se plantea pedir un aumento tras ser el héroe de la final con dos goles y esa chilena que dio la vuelta al mundo. Bale sólo quiere tener galones de estrella y gozar del respeto deportivo que tienen Cristiano Ronaldo, Benzema, Kroos y Modric, jugadores que intocables para Zidane.

Héroe a disgusto

Bale celebró los dos goles de Kiev como nunca, pero ayer se le volvió a ver muy serio durante las celebraciones. No se siente bien tratado y se llevó un palo muy duro cuando Zidane dio el once de la final y él estaba fuera. Se veía jugando tras un tramo final de temporada espectacular que le ha llevado a cerrar el curso con 21 goles en 39 encuentros. Bale también ha olvidado las lesiones después de un inicio de temporada terrorífico y ha cerrado la primera mitad de 2018 sin un problema físico.

En su mejor momento desde que juega en el Real Madrid, está motivado para seguir haciendo historia en el club blanco, pero quiere sentir un respaldo que el entrenador y el club, piensa el jugador, no le han dado.

Tomado de: Marca.com

Acerca de Administrador

Fanático del equipo merengue, los blancos, los vikingos, el Real Madrid. De oficio ingeniero informático, en el tiempo libre me gusta la pintura y el dibujo, el diseño web, diseño en Phtoshop y en Illustrator y practicar deporte, preferiblemente el beisbol y por supuesto el fútbol.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*